Café Simoca: El café margariteño de los años 70

Crónicas

En Los Robles para la década de los 70 existió el Molino de los Navarro ubicado en la Calle Libertad, llamada .Calle Las Pailas. Era una empresa familiar que comandaban Pedro Simón, Alipio y Damaso.

La batuta gerencial la llevaba Pedro Simón Navarro que era un sagaz empresario del tabaco, el maíz y el café.

En ese espacio del molino que producía maíz pilado, en concha, nepe y pico, también se producía Café Simoca.

Ese café era una combinación de un café fino con papelón negro y maíz tostado, lo que daba una combinación exquisita al paladar. 

Se dice que era de los mejores café del país y de fácil comercialización. No conocía Pedro Simón mucho de café, pero se trajo de Caracas un experto es esa materia que le dio el toque mágico al producto.

Por años estuvo el café Simoca en las estanterías de los negocios margariteños donde Pedro Simón y su sobrino Ole repartían esa mercancía de calidad.

Todavía se hacen investigaciones sobre la procedencia de ese café y no se explican muchos como llegó Pedro Simón a ese nombre y la respuesta es que el técnico que trajo de la Caracas ilustró a Pedro Simón sobre la materia.

Así salió al ruedo comercial el Café Simoca fabricado en Los Robles y vendido en todo el oriente del país.

Redacción: Manuel Ávila / Cronista de Los Robles