El bolero tango en la orquesta Billo’s Caracas Boys

Según el reconocido coleccionista y experto en tangos Dr. Mario Baptista Troconis, la conversión de tangos al ritmo tropical de bolero, puede ubicarse por el año 1938 cuando Noro Morales funda con dos hermanos, la orquesta puertorriqueña de los hermanos Morales y grabó en Nueva York los tangos “Tiempos viejos” de 1926, original de Francisco Canaro y Manuel Romero, y “Niebla del riachuelo“, creado en 1937, por Juan Carlos Cobián y Enrique Cadícamo.

Esta ocurrencia de Noro Morales fue el inicio del paso de tangos a boleros y han sido muchos los arreglistas de orquesta que lo han puesto en práctica exitosamente y gran cantidad de boleristas se han nutrido y beneficiado de esta creación…

Quienes han seguido la trayectoria de la orquesta Billos Caracas Boys, no deben tener ninguna duda de que la mayor producción de boleros tango con exquisitos arreglos musicales, los realizó en Venezuela el maestro Billo Frómeta, dentro del marco de la música popular bailable.

En 1945, Billo presentó su primer tango musicalizado como bolero: el tango “Percal” (1943, Domingo Federico y Homero Espósito), para que su orquesta acompañara al Trovador de la Radio Rafa Galindo, pero desafortunadamente no lo grabó comercialmente, por lo que ese bolero tango no aparece registrado en su discografía.

En 1953 Billo incluyó a “Niebla en El Riachuelo” como parte del “Mosaico número 6“; y en 1955 grabó el tango “Amarras“, en la voz de Rafa Galindo. Eran los tiempos de la Billo’s de los años cincuenta y de los discos “Billo’s Sello Rojo”.

A partir de 1960, con su Tercera República, Billo se dio cuenta de que el universo de los tangos representaba una valiosísima cantera para ampliar su repertorio romántico, y utilizó este recurso para que su orquesta y su bolerista de turno se lucieran con la interpretación, imponiendo el bolero tango en la música bailable.

Ya con la disposición del recurso, el viejo Billo tuvo muchísimo cuidado en la escogencia del cantante para culminar su obra. Por eso no todos los boleristas que le trabajaron, cantaron boleros tango. Sólo aquellos que tenían la tesitura y a quienes el bolero tango “les quedaba bien”, fueron seleccionados para estas bellas y románticas creaciones billeras. Así en la discografía de la orquesta con el maestro Billo al frente encontramos que Rafa Galindo grabó dos tangos, Felipe Pirela cinco y José Luis Rodríguez 15. En 1959, Victor Piñero le grabó el tango “A Media luz” pero a ritmo de danzón.

Para el maestro Billo Frómeta, José Luis Rodríguez fue el abanderado en la interpretación del bolero tango. Su voz, gracia, estilo y exquisito gusto para la interpretación de este género, no han tenido sustituto en la orquesta. José Luis Rodríguez ingresó en la Billo’s en agosto de 1963 y se retiró en agosto de 1966. Después de su salida, Billo no volvió a grabar boleros tango posiblemente por las razones que expusimos anteriormente. Su retiro se produce siendo el mejor intérprete del bolero tango en la orquesta Billo’s, hasta ahora sin competidores…

Disfruten de la voz de este gran valor venezolano con solo 22 años, interpretando el bolero tango “Nuestro balance“, original de Chico Novarro, grabado inicialmente en un disco de 45 rpm en 1965, cuyo respaldo es la cumbia “La pollera nueva”. Luego apareció en un LP recopilatorio titulado “Nuesto balance” con ocho tangos más.

Recopilación: Yovani Barragán Z/2023.

Fuente: Barragán Z, Yovani. “El bolero tango en la orquesta Billo’s Caracas Boys”. Conferencia musical. Colegio de Médicos, 26-8-2022. Barquisimeto – Venezuela.

Únete a nuestro canal en Telegram.

¿Eres talento venezolano y deseas que publiquemos tus notas y sonemos tu música? Envíanos el material a otilcaradio@gmail.com

Compartir

Comments are closed, but trackbacks and pingbacks are open.