“Este es el mejor momento para la música llanera”

Tradicionalmente los exponentes del folclor venezolano tardan en adaptarse a las nuevas tendencias tecnológicas, desde la llegada de las redes sociales, pasando por las plataformas digitales y actualmente con los conciertos online o en streaming producto de la reinvención a la que ha obligado la pandemia, que sigue poniendo a prueba el ingenio de los productores venezolanos y los artistas llaneros. Luis Silva, Reynaldo Armas y Lisith Contreras “La Gocha” son algunos de los representantes de nuestra música que han asumido a este reto.

Para Oscar Torres, director creativo, manager, asesor comunicacional y miembro fundador de la Academia Pepsi Music de Venezuela, actualmente representndo a a figuras de la música tradicional como Ignacio Rondón, Teo Galíndez, Carlos Terán, Yane Masi “La Reina del Joropo”, Rosita Cabrera y Tito Rodríguez, la música llanera y sus cultores han sabido adaptarse a los cambios que imponen estos difíciles. Incluso, no duda en afirmar que “este es el mejor momento para la música llanera”.

“Nuestra personalidad alegre, optimista, jocosa y ‘echada pa´lante’ está marcada de manera indeleble en cada obra de nuestro folclor. Ante cada momento de crisis, siempre ha surgido una ola de talentosos artistas venezolanos venciendo la adversidad. No ha sido y no será distinto con la pandemia. Hay una simbiosis entre la música y nuestro ADN que cobra vida en cada obra plasmada”, expresa el manager artístico, también Director de comunicaciones de la empresa de espectáculos Celebrity.

Con la pandemia dos de las actividades más afectadas han sido la economía naranja y la industria del espectáculo, Oscar Torres percibe en ésta última lo que él llama “un reinicio del sistema” que dejó a todos los artistas a un mismo nivel. “Ahora éstos deben dar lo mejor de sí para generar contenidos atractivos, mantenerse vigentes y promocionar su música llevándola al nivel de monetización”, afirma.

Comenta el mánager y productor de eventos masivos, que ha trabajado con artistas como Reynaldo Armas, Víctor Muñoz y Hany Kauam, entre otros, que “las generaciones millennials (1982-1994) y centennials (1995- presente) miden sus éxitos en likes y compartidos, cosa que no es propia de las generaciones que nos preceden. Sin embargo, nuestros cultores, compositores, cantantes criollos, gaiteros y demás artistas se han visto obligados a sumergirse en un mundo cada vez más tecnológico, dejando resultados positivos como la universalidad de nuestra música, la preservación de nuestra cultura y una clara evolución al momento de presentar y comercializar nuestra música, evidenciando una gran capacidad de adaptación y superación. Esta superación se refleja en cada espacio ganado dentro de galas y festivales importantes como Premios Pepsi Música (Venezuela), los Grammy Latinos y el Festival de Viña del Mar, donde las categorías folclóricas y tradicionales, cada vez, gozan de más respeto e importancia”.

Síguenos: Instagram y Twitter

Comments are closed, but trackbacks and pingbacks are open.