HUELLAS Y PRESENCIAS INSULARES: JOSE CORTÉS DE MADARIAGA Y EL NOMBRE DE NUEVA ESPARTA

Publicidad

José Joaquín Cortés de Madariaga nace en Santiago de Chile el 8 de julio de 1766 y muere en Riohacha, Colombia el 26 de marzo de 1826. Se ordenó de Sacerdote en 1788.

Entre los años 1813 y 1819 en Venezuela se establecen varios intentos por instituir el orden legal que sostuviera la administración de la guerra y del gobierno provisional de la Republica, que con los sucesos del 19 de abril de 1810 y del 5 de julio de 1811 despertaron el ímpetu de libertad de los venezolanos.

Entre los hombres que con esfuerzo patriótico lograron destacar aquel célebre acto del 19 de abril de 1810, surgió la figura del Pbro. José Cortés de Madariaga, por la célebre señal a las espaldas de Emparan en el balcón del Cabildo de Caracas y por su destacada participación en pro de la independencia, con la perdida de la República de Venezuela en julio de 1812 es hecho prisionero por el español Monteverde pasa cuatro meses en las mazmorras de La Guaira, es enviado a Cádiz, luego de siete meses de encierro es destinado a Ceuta, en el norte de África, donde cumple la condena, de este lugar logra escapar, pasa a Londres, luego a Saint Thomas, en 1816 está en Jamaica y llega a Margarita en abril de 1817 en busca de Santiago Mariño quien se hallaba en Cariaco donde había reunido una división de dos mil hombres, con los cuales dominaba la península de Paria hasta Carúpano.

Hasta allí se traslada Cortés de Madariaga con la finalidad de exponerle a Mariño la idea de “formular un gobierno representativo y federal emanada de la voluntad popular, al cual estuvieran supeditados los jefes militares que dirigirán la lucha armada en Venezuela”, éste accede a las peticiones del canónigo y es así y convocó a los notables republicanos que se encontraban en la región e instaló el 8 de mayo de 1817 en la Villa de San Felipe de Cariaco, lo que se conoce en los anales de nuestra historia como el “Congreso de Cariaco” para unos y “Congresillo de Cariaco” para otros, en el cual participan: Santiago Mariño, Francisco Antonio Zea, Diego Bautista Urbaneja, Luis Brion, Manuel Isaba, Diego de Vallenilla, Francisco Xavier Alcalá, Diego Antonio Alcalá, Francisco de Paula Navas y Manuel Maneiro. Francisco Xavier Mayz, diputado al Supremo Congreso de 1811 por Cumaná, fue encargado de la Presidencia.

El 12 de mayo de 1.817 el Congreso de Cariaco, reunido en la Casa Amarilla de Pampatar, a petición del sacerdote José Cortés de Madariaga, confiere a Margarita el título de Nueva Esparta: «En atención a los distinguidos servicios hechos por los habitantes de esta Ysla en la lucha por que han sostenido para la destrucción del enemigo y gloria de la República se decora a la misma Ysla con el título de Nueva Esparta por la semejanza de su heroísmo con el de la antigua República de este nomino ni Grecia»

El 29 de mayo de 1817, los diputados del Congreso de Cariaco, abandonan la Isla de Margarita, nombran a Francisco Esteban Gómez como gobernador y se dirigen a Maturín, estas decisiones marcan el fin de este intento por legitimar el orden legal en Venezuela. Simón Bolívar nunca consideró representativo este Congreso. El 6 de agosto de 1817 Bolívar se refiere al Congresillo de Cariaco diciendo que había durado tanto como casabe en caldo caliente, porque en verdad fue efímero.

(Verni Salazar 07 VII 2020 HUELLAS Y PRESENCIAS INSULARES).

Síguenos: Instagram y Twitter