Madre María de San José, primera Beata venezolana

El 7 de mayo de 1995, el Papa Juan Pablo II, celebró la Beatificación de la Madre María de San José, primera beata venezolana, fundadora de la congregación Hermanas Agustinas Recoletas del Sagrado Corazón de Jesús, para niñas abandonadas y ancianos en situación de pobreza.

La Madre María de San José, nació en Choroní, estado Aragua, el 25 de abril de 1875, bajo el nombre de Laura Evangelista Alvarado Cardozo. Desde niña atendió al ferviente llamado de consagrar su vida a Dios, con un gran fervor por la Eucaristía. En su primera comunión (1888), realizó sus primeros votos, los cuales renovó en 1893, tras fundar la Sociedad de las Hijas de María, junto al sacerdote Justo Vicente López Aveledo.

Desde joven, María de San José, trabajó como voluntaria en centros de salud, tanto en Maracay como en distintas ciudades del país. A los 24 años de edad, era la administradora del Hospital Central de Maracay; todo esto con el apoyo de otras jóvenes voluntarias que asumieron el compromiso junto a ella. Tras 26 años de servicio constante, Madre María de San José, junto al Pbro. Justo Vicente López Aveledo, recibe la aprobación diocesana para la fundación de la congregación Hermanas Agustinas Recoletas del Sagrado Corazón de Jesús. La Congregación adquiere personalidad jurídica el 17 de noviembre de 1934 y el 21 de Mayo de 1950, Año Santo, es agregada a la orden de los Agustinos Recoletos. Dos años más tarde, recibe la aprobación pontificia el 15 de noviembre de 1952. Entre su servicio a las niñas abandonadas y los ancianos, Madre María de San José fundó casas hogares para su atención, servicio que acompañó con una ferviente adoración a Jesús Eucaristía; devoción que forma parte intrínseca de la congregación fundada por ella misma.

La Beata Madre María de San José fallece a los 91 años de edad, el 2 de abril de 1967 en el Hogar Inmaculada Concepción en Maracay, a causa de una trombosis.

Su proceso de beatificación inició en 1978. La aprobación del milagro que le concedió este título, fue en el año 1993, por el entonces Papa Juan Pablo II (ahora Santo), y en 1994 fue trasladado su cuerpo incorrupto para su veneración, y el 07 de mayo de 1995, en la Ciudad del Vaticano, se celebró la ceremonia de su beatificación.

Actualmente, el cuerpo incorrupto de la Beata María de San José se encuentra en el Santuario homónimo, en la Ciudad de Maracay.

Con información de: https://conferenciaepiscopalvenezolana.com/

Síguenos: Instagram y Twitter

Comments are closed.